¿Existe algo peor que una vida superficial entre belleza, playa y rumores durante todo el año? Pensarás que no. Pero en California, más concretamente, en L.A, la cosa se puede empeorar. Y mucho. Están aquellos que gozan de una vida totalmente al estilo propaganda hollister, y están esos otros que su vida es un constante viene y va de conflictos, peleas callejeras y otros problemas sociales y personales. Pero cuando esta armonía se rompe y algo interfiere en la vida del otro, aparece esto, una bonita guerra de sociedad en bandeja de buffet. Suena típico, sí, sin embargo, no sabes lo interesante que puede ser y lo atractivas que son estas historias. Y los secretos que hay detrás de cada uno de ellos, es la guinda del pastel.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Directorio Looking For You
Sáb Feb 08, 2014 11:32 am por Invitado

» Summer Games - Foro Recién Inaugurado / A.Normal
Sáb Sep 29, 2012 1:46 pm por Invitado

» Carpe Retractum // Foro de Hp - tercera generación //NORMAL//
Vie Ago 03, 2012 8:50 am por Invitado

» Twilight Saga Rol {Afiliación normal}
Sáb Jun 30, 2012 10:04 am por Invitado

» The Afterlife Oblivion (normal)
Vie Mayo 04, 2012 6:55 am por Invitado

» Lectores Escribiendo
Miér Mayo 02, 2012 3:33 am por Invitado

» Quimera Asylum {Normal}
Miér Abr 25, 2012 10:14 pm por Invitado

» Twilight Rol Suiza {Afiliación Élite}Un año ONLINE !!!
Miér Abr 25, 2012 1:38 am por Invitado

» {+18} CALAPALOOZA ~ Berkeley, University of California
Miér Abr 11, 2012 9:53 am por Invitado




































Thomas Martin

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Thomas Martin

Mensaje por California Lifeguard el Dom Nov 20, 2011 12:06 pm



"you've gotta be kidding me"

Sentadas en uno de los cómodos sofás en casa de sus padres, así estaban las dos hermanas. Los señores Martin habían salido unos días de la ciudad y aquel era el único motivo por el que Fiona había accedido a realizar aquel encuentro en la casa familiar. Bueno, eso y que contar con el apoyo de la menor de la familia hacía que todo fuera menos difícil para ella. Sus padres todavía no sabían del embarazo de la mayor de sus hijas, Willow era la única de la familia que estaba al corriente de lo sucedido, aunque pronto dejaría de serlo. La adolescente había conseguido convencer a su hermana de que era el momento de confesarle todo a Thomas. La relación entre los dos hijos mayores del matrimonio Martin no era perfecta ni extremadamente cordial, pero Willow, no sin mucho esfuerzo, había logrado que Fiona accediera a darle la noticia a Tom, asegurándole que el chico se posicionaría de su lado sin ningún problema, suponiendo un apoyo más en el momento en que la mayor de las chicas decidiera darles la noticia a sus padres.

Estaban nerviosas, Fiona por lo que estaba a punto de hacer y Willow por contagio. No era ningún secreto para nadie que Willow era la favorita de todos. Ella estaba allí para tranquilizar a su hermano mayor, para defender a Fiona si hubiera la necesidad de defenderla de algo. Lo normal es que sea el hermano mayor el que sirva de mediador en las disputas, pero eso no era así con ellos. La pequeña siempre había conseguido calmar a su hermano cada vez que discutía con Fiona y lograba. Pero en aquel momento no era calmar a Thomas lo que más le preocupaba, sino apoyar a su hermana todo lo posible. Sonó el timbre de la puerta y ambas se sobresaltaron.

Fiona se levanto rápidamente, apenas lo pensó antes de llegar a la puerta y abrirla con tal de encontrar a su hermano mayor de frente, en ese momento se arrepintió por completo de haber sido ella la que abrió y bajo la mirada, como si ni tan solo quisiera mirar a los ojos de este, afortunadamente la voz de Willow interrumpió apenas unos segundos después mandándole pasar dentro y luego casi obligándoles a los dos sentarse en el salón para que empezase todo aquello.

Casi parecía una reunión de negocios mas que un asunto familiar, Fiona ya hacía tiempo que no veía a su hermano y ella siempre había creído que esté nunca había apreciado demasiado sus locuras, por lo que el echo de que fuera a tener un hijo de un tipo al que apenas conocía no le haría demasiada gracia. Willow seguía allí, sentada al lado de Fiona, a la cual le dio la mano, apretándosela levemente, dándole a entender con aquello que debía empezar ha hablar de una vez por todas.

-Estoy embarazada.

Fue como quitar una tirita. Rápido. No, Fiona no había pensado anunciarlo así, pero ya estaba hecho y no había manera de volver atrás. La mano de Willow se aferraba con fuerza a la de su hermana mayor y ambas miraban expectantes a un Thomas que no tardaría en reaccionar.


California Lifeguard
Admin
Admin

Mensajes : 190
Fecha de inscripción : 24/09/2011

Ver perfil de usuario http://insanityrpg.foros-phpbb.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Thomas Martin

Mensaje por Thomas B Martin el Dom Ene 15, 2012 11:52 am



"you've gotta be kidding me"

Encontrarse frente a frente con sus hermanas fue confuso, claro que lo fue. Por un instante creyó que algo malo había sucedido... que Fiona se encontraba en problemas, y mucho peor, llegó a pensar que Willow necesitaba su ayuda. Un peso en el estómago llegó al pensar en su pequeña hermana en problemas, siendo acosada o simplemente llorando en su habitación vaya uno a saber. Sus puños se cerraron y fue una suerte que no tuviera uñas, sino ya estaría haciendose más daño del que deseaba. Le dolía el pecho, y cuando Fiona abrió la puerta de la casa sintió el dolor aun mas. Algo estaba mal, algo que estaba rompiéndose de su esquema perfecto.

Se sentó, o mejor dicho, lo sentaron. Se obligó a si mismo a tranquilizarse y entender que nada estaba pasando. Pero realmente sus hermanas estaban haciéndole las cosas complicadas. Pero Thomas era paciente, una de sus mejores características. Solamente abrió sus -de por si- grandes ojos, observando todo sin alterarse. Pero lo cierto era que podía permanecer tranquilo, pero sus ojos lo demostraban todo. Siempre eran trasparentes al mundo, seguramente Willow notaba que estaba pensando en ese momento.

Y lo soltó. Su cuerpo se alivió finalmente al escuchar las palabras de su hermana del medio. Se alivió al notar que nadie estaba muerto, que nadie sufría alguna angustia existencial. Se alegró de pensar que Willow estaba bien, y no sufría nada de moda como suicidarse, o esa cosas que veía en las noticias de las mañanas. Respiró, y cuando respiró... se sintió peor. Sintió nauseas. Sí, a penas escuchó la palabra y se ideó a si mismo con un bebé en los brazos. Las nauseas aumentaron cuando se imaginó a Fiona con un bebé. Todo eso estaba mal, todo eso iba a destruirlos como familia. Estaba mal. Iba a romper los esquemas. Supuestamente él debía de tener una pareja, él debía ser el padre de un hijo con sus 28 años. Pero en cambio ahí estaba su hermana, su hermana mujer mayor quien debía de cuidarlo a él o a Willow. Y ni siquiera podía cuidarse a ella.

-Debes estar bromeando, ¿no?
-soltó finalmente. La observó con desprecio, con horror en su mirada. No conocía a esa persona que estaba frente a él. Observó a Willow, en busca de explicaciones, en busca de ayuda. ¿Por qué la ayudaba a ella? ¿Por que no se sentaba a su lado para abrazarlo y no hacerle sentir la soledad que estaba sintiendo? Las nauseas subían y bajaban por su estómago. Se sentía caer al suelo, agonizar, pero estaba de pie estable, observando a las dos personas que mas quería. Podía no demostrarlo con Fiona, pero lo hacía. Le preocupaba en ese momento, odiaba que ella tuviera el hijo de... vaya uno a saber. Fiona era su hermana, debía de ser no sólo eternamente virgen sino eternamente su hermana. Pequeña e incapaz de atarse los zapatos como cuando la conoció. ¿Qué había pasado con ellas? ¿Que había pasado con él? ¿En que había fallado?

No. No era una broma. Nadie había respondido a su tonta pregunta. Había quedado como un idiota, y se sentía coo tal. ¿Que tan egoísta podía ser en ese momento? ¿Que debía hacer? ¿Abrazarla y felicitarla por arruinarse la vida? ¡Tenía 24 años, maldita sea! Y tenía él 28. Y él 28...

-¿Vas a criar un hijo desempleada? ¿Vas a criar un hijo incluso cuando a veces no recuerdas donde dejas las llaves? Dejas la puerta abierta, olvidas los mandados. Te olvidas del mundo, Fiona. ¿Crees que eso está bien? ¿Que de la nada te harás responsable? ¿Lo saben nuestros padres? ¿Desde cuando lo sabes tú? -la pregunta fue directa hacia Willow. Por mas que amara a esa niña... en ese momento se sentía rechazado. Por no decir dolido. Se sentía en el suelo, aplastado por sus dos hermanas. Los sentimientos jugaban en contra, las palabras las gritaba con un odio que no sentía. Estaba shockeado, y respondía de la peor forma. Como de costumbre.

Sus músculos se movieron solos, se acercó a su hermana para terminar abrazándola sin mucha fuerza. Notó el entusiasmo por parte de su hermanita menor a su lado. Pero lo cierto era que Thomas temblaba levemente. Sentía un peso en el estomago que nunca había sentido. Le ardía el pecho y sentía tanto... que no sabía reconocerlo. La abrazaba... y no entendía el porque. No sabía que sentía. No sabía si estaba feliz, o terriblemente solo.


Thomas B Martin
Neutros
Neutros

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 15/01/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Thomas Martin

Mensaje por Astrid V. Jefferson el Dom Ene 15, 2012 12:08 pm

PERSONAJE ACEPTADO

CIERRO TEMA

Ya puedes empezar a colgar la ficha ^^




Astrid V. Jefferson
Neutros
Neutros

Mensajes : 64
Fecha de inscripción : 14/10/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Thomas Martin

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.